Publicado en Cuaderno de viaje

3 días en Palencia por la pequeña de Don Tiófilo

Primer día:

Junto con el grupo enfoque XV partimos un martes dirección Palencia de mano de la pequeña de Don Tiofilo. ¿Qué quien es?, pues ni mas ni menos que nuestra compañera Pilar Abad, Pilarín, que orgullosa ella de su tierra nos quiso hacer el honor de enseñárnosla personalmente. Partimos de amanecida hacia la primera parada: El Canal de Castilla, esclusas 17, 18, 19 y 20. Obra de Ingeniería Hidráulica del siglo XVIII y Bien de Interés Cultural desde 1991, utilizada todavía hoy en día como canal de riego y como oferta turística, ya que en algunas esclusas todavía se puede hacer un viaje en barcaza por él. Nosotros visitamos la esclusa cuádruple (17, 18, 19 y 20) que además de ser espectacular es muy importante ya que en este punto se cruza con el Camino de Santiago (Camino Lebaniego Castellano) lugar de  peregrinación por excelencia y Red de Sitios Cluniacenses. Esta red está declarada por el Consejo de Europa como Itinerario Cultural Europeo

De allí nos acercamos a Frómista, pequeño pueblo perteneciente a la provincia de Palencia y la comarca de Tierra de Campos y famosa por tener el románico mas puro representado en la iglesia de San Martín declarada Monumento Nacional en 1894. Mandada construir por Doña Mayor de Castilla en torno al año 1066 y ampliada a lo largo de los siglos con diferentes estancias. Durante su restauración, recupera su estructura original. Ejemplo de arquitectura románica, la decoración está formada por impostas de taqueado jaqués, capiteles de iconografías (vegetales, animales e historiadas) y los canecillos, pequeñas figuras que decoran los aleros de los tejados. Del exterior cabe destacar la zona de la cabecera compuesta por 3 ábsides, uno central semicircular y dos laterales de menor volumen. En su interior nos encontramos una nave de 3 cuerpos longitudinales con paredes desnudas y en el ábside central una talla de San Martín del siglo XV, una de Santiago del siglo XVI y en el centro el Cristo Crucificado de finales del siglo XIII. Por lo demás destacar el ajedrezado que recorre toda la iglesia y los capiteles.

Merece la pena acercarse también a la iglesia de San Pedro, de estilo gótico, que se inicia en el siglo XV y se termina de construir en la época renancetista, cuenta en su interior de un retablo central renacentista dedicado a San Pedro y San Pablo, presidido por San Telmo, nacido en la villa y patrono de Frómista, del cual se venera una reliquia en uno de los arcos del muro de la iglesia. Además, en la nave lateral izquierda se ha encontrado un retablo gótico oculto detrás del neoclásico del Cristo Crucificado que es una verdadera maravilla. En su interior, en una de las capillas laterales se encuentra el Museo de Arte Sacro en él podemos admirar una colección de 29 tablas pictóricas de estilo Hispano-Flamenco datado en el S.XV.

Después de haber ¨repostado¨ en la Hostería de Los Palmeros con un buen desayuno y descansado en sus preciosos salones, nos vamos a la Villa Romana La Olmeda en Pedrosa de la Vega. Descubierta el 5 de julio de 1968 y donada por su propietario a la Diputación Provincial de Palencia. Se trata de una villa romana de fines del siglo I o principios del II, en época Flavia. Un espléndido edificio con 2 partes independientes pero unidas por un pasillo, una la que servía de vivienda y la otra la de los baños, pero lo mas impresionante de esto es la calidad de los mosaicos y como se han conservado, destacando “El Oecus“, sala principal de la vivienda y donde está el mas grande y mejor conservado de todos.

De allí nos fuimos a dar un pequeño paseo por Saldaña para disfrutar de sus calles, sus soportales y sus casas.

Y sin pérdida de tiempo llegamos a Las Tuerces declarado Lugar de Interés Cultural, configuran un peculiar enclave paisajístico, resultado de los activos procesos de disolución llevados a cabo por la erosión de origen kárstico en las rocas calizas del Cretácico Superior, que forman un auténtico laberinto en el que se alternan grandes bloques de formas caprichosas. Gigantescas setas pétreas, puentes y arcos naturales, cerrados callejones y umbrías covachuelas dan lugar a un encantador paisaje que invita al tranquilo paseo y a la contemplación. La ruta que cogimos sale desde Villaescusa de las Torres y tras una primera subida llegamos a los laberintos de rocas, ascendiendo llegamos a la famosa “Mesa“; la cima mas alta de Las Tuerces con 1071 m. Desde arriba tenemos una espectacular vista del valle del Pisuerga y el Cañón de la Horadada.

Y con esto nos acercamos a descancar en Aguilar de Campoo, pero eso ya lo dejaremos para otro día. Hasta el siguiente post!

Autor:

Fotógrafo profesional

6 comentarios sobre “3 días en Palencia por la pequeña de Don Tiófilo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s